Reduzca el uso de antibióticos con higiene óptima en la ganadería intensiva

Higiene personal Agroindustria
 

Hasta el 2007, el uso de antibióticos estaba a la orden del día en la mayoría de las empresas agrícolas. Debido a que desde entonces hay en vigor normas más estrictas sobre el uso de antibióticos en el sector ganadero, su uso se ha reducido drásticamente en la ganadería.

La reducción más acentuada ocurrió entre 2009 y 2012; después, está reducción se ralentizó, pero cada vez se están implementando más medidas para reducir aún más el uso de antibióticos. En 2020, la reducción fue un 69,6 % en relación con el año de referencia 2009 publicado por el gobierno.

MEDIDAS PERMANENTES

Sin embargo, esto no significa que dado estos buenos resultados el sector puede dormirse en los laureles. Un uso reducido de antibióticos solo se puede mantener si los empresarios agrícolas siguen implementando medidas estructuralmente. Además, el uso de antibióticos debe reducirse aún más en los años que vienen. Para ello, es importante prestar atención a:

  • una buena alimentación
  • una higiene mejor
  • naves bien ventiladas
  • reducir el estrés de los animales.

HIGIENE PERSONAL

Cada vez hay más empresarios agrícolas que ven la importancia en una buena higiene personal. En efecto, los humanos somos una fuente significante de introducción de patógenos en la empresa. Esto significa de hecho que cada visitante es un riesgo para la continuidad de las actividades de su empresa. Se puede reducir drásticamente el riesgo implementando protocolos de higiene personal en la empresa. Para todos los visitantes: usted, sus empleados y sus visitantes a la empresa.

ACCEDER A LA NAVE PASANDO POR UNA COMPUERTA HIGIÉNICA

Al instalar una buena compuerta higiénica con un protocolo claro, se garantiza una higiene personal eficaz. Una ducha, (a ser posible a ras de suelo) es preferible, pero también el uso de un lavabo individual o un lavabo colectivo con agua caliente, dispensadores de jabón y de productos químicos, y poder lavarse y desinfectarse las botas es suficiente para alcanzar el nivel de higiene deseado. Además, no puede faltar un vestuario bien equipado con una separación estricta entre la zona «sucia» y la zona «limpia» para reducir lo más posible el riesgo de introducción de patógenos.

Elpress Toolkit de higiene

MÁS INFORMACIÓN

No dude en contactar con nosotros sin compromisos para recibir un asesoramiento a medida adecuado a su presupuesto o descárguese nuestro toolkit.

Solicita un asesoramiento personalizado

Wout Spanjers